Una simple prueba podría salvarte la vida

Una simple prueba podría salvarte la vida

Una simple prueba podría salvarte la vida

Se sabe que entre las cosas que hacemos por la salud, la prueba anual para el bienestar de la mujer no es la más agradable de ninguna. Muchas se mantienen con una firme indecisión, por un lado, posponiendo la prueba y, por otro, sabiendo que puede prevenir cáncer cervical.

 Cervical Cancer Infographic

Haga clic para obtener una imagen más grande

Pruebas de Papanicolaou

Una de las pruebas principales para el bienestar de la mujer es la de Papanicolaou, una prueba fácil para revisar si hay cáncer en el cuello uterino. El cáncer de cuello uterino es un tipo de cáncer que se desarrolla lentamente, por lo que la prueba de Papanicolaou puede detectar problemas antes que se convierta en cáncer o con la suficiente anticipación para tratarlos.

El cáncer de cuello uterino llegó a ser una de las causas más comunes de muerte por cáncer entre las estadounidenses, ahora es uno de los cánceres ginecológicos más fáciles de prevenir y tratar.

La efectividad de la prueba de Papanicolaou permite detectar:

  • Abultamientos precancerosos que pueden removerse antes de convertirse en cáncer.
  • Cáncer en etapa temprana que permite tratarse, incluso antes de mostrar síntomas. Mediante una detección temprana, el promedio de supervivencia de cinco años supera el 90 por ciento.

Una caída importante en el número de muertes por cáncer de cuello uterino demuestra que la prueba es benéfica para la mujer.

 Cervical Cancer Infographic Chart

Haga clic para obtener una imagen más grande

¿Quién debe realizarse la prueba?

El grupo de trabajo U.S. Preventive Services Task Force recomienda pruebas de detección de cáncer de cuello uterino para todas las mujeres a partir de los 21 años, cronológicamente con el siguiente orden:

  • entre 21 y 29 años cada tres años;
  • entre 30 y 65 años, prueba de Papanicolaou y del virus del papiloma humano (HPV, en inglés) cada cinco años;
  • con histerectomía previa o mayores de 65 años, según las indicaciones del médico.
 cajaHazte la prueba.

¿Ya te toca hacerte el examen anual? Las pruebas de Papanicolaou son un método sencillo para protegerte. Habla con el médico para programar tus pruebas rutinarias.

Tú puedes prevenir una de las causas de cáncer de cuello uterino.

El virus del papiloma humano (VPH) (HPV en inglés), puede causar cáncer de cuello uterino, así como cáncer vaginal o vulvar.

El virus del papiloma humano forma parte de un grupo de más de 150 virus. Es tan común que casi todas las personas contraerían por lo menos uno de los virus del papiloma humano en algún momento de su vida.

La detección del virus del papiloma humano le informa a tu médico si tienes probabilidades de desarrollar cáncer a raíz del virus del papiloma humano. Los problemas pueden detectarse y atenderse antes de que se conviertan en cáncer. Las mujeres mayores de 30 años pueden hacerse la prueba del virus del papiloma humano junto con la de Papanicolaou.

Existe una vacuna que puede prevenir infecciones de estos tipos de virus del papiloma humano que comúnmente resultan cancerígenos. Se recomienda tanto a los niños como a las niñas. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades recomiendan la vacuna a los 11 o 12 años, pero se puede administrar más tarde —en mujeres hasta los 26 años y en hombres hasta los 21 años—.

Fuentes: Cervical Cancer: Screening U.S. Preventive Services Task Force, 2018; Key Statistics for Cervical Cancer,   American Cancer Society, 2018; Gynecologic Cancers-What I should Know About Screening,   Centers for Disease Control and Prevention (CDC), 2018;  Human Papillomavirus Questions and Answers CDC, 2018; New Screening Guidelines for Cervical Cancer American Cancer Society, 2012
Anonymous